Aula virtual
Llamar    Mas Info

Consejos básicos para cuidar a los caballos

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Cuidar a un caballo no es algo que pueda hacer cualquiera; para ello hay que disponer de una sere de conocimientos que te permitan velar por su seguridad y bienestar. Como Técnico en Conducción de Actividades Físico-Deportivas en el Medio Natural, y dado que uno de los trabajos que puedes realizar consiste en rutas a caballo, debes estar familiarizado con la forma de cuidar a estos animales.

El caballo es un animal que requiere unos cuidados constantes y que, al contrario que otros animales domésticos como pueden ser los gatos, no gozan de esa independencia. Pero también son animales sociales y necesitan atención e interacción con personas y practicar actividad física.

Un  Técnico en Conducción de Actividades Físico-Deportivas en el Medio Natural, a lo largo de su formación, aprenderá cómo realizar rutas a caballo dirigidas a personas de todas las edades. Y parte de este aprendizaje pasa también por aprender a tratar con un animal tan majestuoso como el caballo, además de, por supuesto, conocer las técnicas y los fundamentos de cómo montar a caballo para así poder enseñarlo posteriormente.

Lo fundamental, a la hora de cuidar un caballo, es que este viva en las condiciones necesarias para un animal de estas dimensiones y que necesita estar en constante movimiento. Necesitamos, por tanto, un granero, un establo o una zona cubierta para proteger al caballo del clima. También es necesario que disponga de un área amplia de ejercicio por la que moverse libremente. Estas zonas también requieren de un mantenimiento por parte del dueño del caballo, que tendrá que eliminar las plantas tóxicas o que puedan impedir el movimiento del animal.

En cuanto a su alimentación, debes saber que los caballos beben entre 15 y 35 de agua al día, con lo que es necesario disponer de un suministro constante. El componente principal de su alimentación es el heno y si el caballo no está en una zona de pasto verde grande, el cuidador deberá proporcionárselo. Como referencia, un caballo consumirá un kilo de comida por cada 45 kilos de peso.

Además de todo esto, como profesional del Medio Natural, también debes conocer los otros tipos de cuidados que requiere un caballo, como cepillar periódicamente su pelaje y ofrecerle una cantidad necesaria de ejercicio diario. La actividad ayudará al animal no solo a mejorar su salud física, sino también su salud mental. La cantidad de ejercicio idónea para un caballo depende de su edad y de su condición, pero con una hora diaria debería ser suficiente.

Con todas estas recomendaciones básicas serás capaz de cuidar de un caballo cuando sea necesario, ya que en tu profesión una de las actividades que podrás realizar es la conducción de rutas a caballo y podrás transmitir a los demás todo el amor y el respeto que sientes por este increíble animal.

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail
Publicado en: Medio Natural

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR