Aula virtual
Llamar    Mas Info

Movilización de pacientes

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

La movilización de los pacientes desde el lugar en el que se encuentran (ya sea el propio domicilio o el lugar del accidente) es una de las tareas del Técnico en Emergencias Sanitarias. Se trata de algo muy delicado y que deberá realizar con mucho cuidado, tratando siempre de no agravar las posibles lesiones que pueda presentar.

Conoce las técnicas de movilización de pacientes

Como Técnico en Emergencias Sanitarias y profesional sanitario eficientemente preparado, debes conocer las técnicas de movilización de pacientes. El objetivo es que éstos no sufran daños y no empeore su estado de salud desde el lugar del accidente y durante el traslado en ambulancia hasta el hospital. En base a la urgencia de estas movilizaciones podemos distinguir entre dos tipos:

  • Movilización de pacientes urgente: Es la que se realiza en los casos de accidente o de una enfermedad de carácter grave. Este tipo de movilización no ha sido programada y no sabemos, por tanto, el tipo de lesión interna que puede presentar el paciente. Como Técnico en Emergencias Sanitarias deberás asegurarte de que su movilización no agrave las lesiones. Al rescatar a un paciente de un accidente hay que inmovilizarle primero para evitar estos daños y posteriormente movilizarle para trasladarle hasta el hospital en la camilla.
  • Movilización de pacientes no urgente: Este tipo de movilizaciones están programadas, ya sea porque tenemos que trasladar al paciente desde su domicilio hasta el hospital o desde el hospital hasta su domicilio. Al no tener un carácter urgente resultan más sencillas y menos precipitadas; además conocemos las lesiones y problemas y antecedentes del paciente. Aunque sean de carácter no urgente, también debemos tener mucho cuidado para no dañar ni ocasionar dolor o molestias al paciente.

Ante una movilización de carácter urgente, el primer paso es estabilizar al paciente. Al sufrir un accidente puede presentar daños que se escapen a un primer análisis, por lo que esto resulta fundamental. Después de asegurarnos que el paciente se encuentra estable, podremos pasar a su movilización y su traslado al hospital en la ambulancia.

Siempre contaremos con la supervisión de los médicos, ya que se pueden dar situaciones en las que es recomendable que actúen o realicen maniobras en el lugar del accidente, antes del traslado. Como Técnicos en Emergencias Sanitarias, nuestro objetivo siempre será que los pacientes lleguen con vida y en las mejores condiciones posibles al hospital. Y para ello es indispensable conocer las diferentes técnicas de movilización.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail
Publicado en: Blog, Emergencias Sanitarias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR