Aula virtual
Llamar    Mas Info

¿Cómo serán las ambulancias del futuro?

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

LA UVI móvil es el vehículo de trabajo para cualquier técnico en emergencias médicas. Requiere un personal de tres o cuatro profesionales: es necesario un conductor de ambulancias, y también otros compañeros para manejar el instrumental y atender al paciente o herido. Los avances tecnológicos en estos vehículos son más que evidentes, pero hoy nos hemos querido preguntar…. ¿cómo serán las ambulancias del futuro?

Técnicos y conductores tendrán que asumir nuevas labores y habilidades para manejar ambulancias en un futuro

Los siguientes avances serán, posiblemente, en el campo de la información y la comunicación, tanto con el centro de teleasistencia como con el centro médico. Los diagnósticos del paciente podrán ser realizados ya durante el transporte, ya que los sensores y la comunicación del hospital ofrecerán muchísima más información. La meta es poder contar con laboratorios móvil en el propio vehículo, o utilizar aparatos como ecografías o rayos X en la ambulancia, que permitan conocer el alcance exacto del problema cuanto antes.

 

Así, por ejemplo, se podrá tener un diagnóstico antes y preparar una operación de emergencia con mucha antelación, alertar anticipadamente a los especialistas o derivar el caso a un centro u otro: el tiempo es vital en situaciones límite, urgencias médicas o catástrofes, y esto facilitará la labor del conductor de ambulancias. Lógicamente, los técnicos en urgencias médicas tendrán que asumir nuevas labores en el aprendizaje para manejar este material.

 

Otros avances serán realizados en el propio diseño del interior de la ambulancia. Un caso como el incluir la camilla en el centro del vehículo, en lugar de un lateral, permitirá tratar al paciente en ambos lados, permitiendo que dos de los paramédicos atiendan al herido, o que al menos uno pueda varias la posición dependiendo de dónde se requiere el tratamiento. También se busca eliminar cosas como cajones o estanterías, que pueden bloquear o entorpecer la labor de los técnicos en emergencias médica.

 

La tecnología también estará a favor del conductor de ambulancias. La naturaleza urgente y excepcional de las emergencias descartan cualquier tipo de conducción autónoma. Eso sí, al tratar muchas de las afecciones en el propio lugar del accidente, se reducirán los traslados de urgencia a toda velocidad, reduciendo también molestias en el tráfico y accidentes potenciales.

 

Los próximos cambios en las ambulancias, por tanto, van a garantizar que sea más segura y versátil, facilitando tratar todo tipo de problemas en el mismo lugar del accidente o recogida del paciente. Un reto para el que los técnicos de urgencias médicas tienen que estar preparados y en formación continua.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail
Publicado en: Blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR